La burbuja de las criptodivisas

Admiral Markets

La Burbuja Criptodivisa

Si tuviéramos que elegir el activo o mercado más caliente de todos los mercados financieros, sin lugar a dudas escogeríamos las criptodivisas, empezando con su líder Bitcoin y con otras que están adquiriendo una gran popularidad a pasos forzados como Ethereum.

El resto de los mercados mundiales, desde los bonos principales a Wall Street, pasando por la bolsa española, alemana o china parecen colegiales al lado de los mercados de criptodivisas, los cuales están cotizando de una manera absolutamente demencial en los últimos años.

Esa cotización e interés creciente es lo que en los mercados financieros llamamos una burbuja financiera.

Una burbuja financiera es cuando un activo no deja de subir de precio de manera exagerada atrayendo el interés de la mayoría de inversores de un país o región.

En el caso de las criptodivisas tenemos un caso de libro.

El interés en las mismas crece no año a año, sino mes a mes de manera dramática, y eso se refleja en los aumentos exorbitados de precio que podemos ver en buena parte de las mismas.

Ahora bien, a diferencia de otros casos de burbujas anteriores, como la de los tulipanes, de los Mares del Sur o la del Nasdaq, el interés por las criptodivisas es genuinamente global y por parte de la gran mayoría de inversores particulares, los cuales tienen fácil acceso para comprar o especular en los mercados financieros online, cosa que antes no era tan fácil.

¿Estamos en una burbuja de las criptodivisas, sí o no?

comprar bitcoin 2017
La reina de las criptodivisas sigue en buena forma
Comprar Ethereum 2017
La que parece mejor posicionada para competir con Bitcoin
invertir en litecoin
¿Está Litecoin también en una burbuja?
Ethereum Classic después de la “guerra Civil” en Etherum
Dash no hace mucho que cotiza en mercado. Parece interesante a día de hoy
comprar ripple 2017
Otra de las numerosas alternativas en el universo criptodivisa

Solo con ver los gráficos de estos activos deberíamos darnos cuenta de que las mismas están siendo compradas de manera frenética por un numero cada mayor de inversores.

Los gráficos nos dicen que estamos en una burbuja financiera, sin duda.

Subidas espectaculares del 1.000% en uno o dos años no son normales.

Eso lo puede hacer algún superchicharro del MAB o de las bolsas mundiales, pero no activos que tienen una capitalización tan fuerte como el Bitcoin.

ES_Crypto_Copyfund_jpg

Hace unos años, en marzo del 2015, escribí un artículo sobre invertir en Bitcoin en el que daba mi impresión de que a pesar de que era un mercado en el que era posible ganar mucho dinero a corto plazo, la posibilidad de hacerse rico con ese activo ya había pasado.

En esos momentos el mercado de Bitcoin había caído un 80% y mucha gente pensaba que el crash de esa burbuja había llegado ya y solo le faltaba explotar definitivamente. No obstante, Bictoin había multiplicado por más de cien su cotización en los años anteriores.

La lógica decía que el final de esa burbuja no podía estar cerca.

Sin embargo, en parte me equivoque.

Digo en parte porque sigo creyendo que la oportunidad de hacerse rico comprando e invirtiendo en Bitcoin ya pasó.

Es decir, los que pudieron comprar a 1, 5 o 10 dólares sí que puede decirse que tuvieron una gran oportunidad de hacerse ricos.

De manera increíble, aquel artículo marcó el suelo de ese gran mercado bajista de Bictoin, la cual cayo un poco más para, luego, subir de manera exagerada hasta donde estamos hoy, por encima de los 4.000 dólares.

De hecho, de haber comprado cuando Bitcoin estaba en 250 dólares en esos días, habríamos ganado una gran cantidad de dinero a día de hoy, dos años y medio después. Habríamos multiplicado la inversión por 19 en ese periodo, ahí es nada.

De haber comprado 10.000 dólares hoy en día tendríamos 190.000.

Hubiera sido una excelente compra.

Ese es un gran ejemplo de cuando son los mejores momentos para realizar operaciones de compra o inversión: cuando el resto de la gente vende y es negativa.

De cualquier manera la historia aun no ha terminado, pues el mercado está lejos de haber acabado su mercado ascendente y parece que aún le queda terreno alcista para rato, al menos eso es lo que dice la tendencia, al menos hasta que deje de decirlo.

¿Qué harías tu si hubieras comprado Bitcoin a 500 dólares y hoy cotizara a 4.800?

¿Venderías?

Bien, aquí el problema radica en que la mayoría de inversores no venderían porque confían bastante en su inversión y piensan que Bitcoin no es solo algo que sube de precio mucho sino que es algo que viene para quedarse, por lo que ven esta inversión como algo a largo plazo.

Ahí es donde radica el problema de estos activos: que mucha gente los mantendrá hasta que ya sea demasiado tarde.

Digo esto último, porque a pesar de que el mercado de criptodivisas está más caliente que nunca, sigo creyendo que eventualmente estallara como una de las otras tantas burbujas que ha habido en la historia.

Y cuando ello ocurra, no habrá mucho tiempo para que todos los inversores en criptodivisas puedan salir de manera ordenada.

Habrá una estampida y correrá sangre en el juego de sillas final.

¿Principio, intermedio o final de la burbuja?

Hace unos días leí un artículo en Forbes, en el que el autor decía que las criptodivisas efectivamente estaban en una burbuja, pero que sin embargo, dicha burbuja distaba mucho de haber llegado a su fin.

El argumento era que la capitalización de las criptodivisas, a pesar de ser bastante grande, aun no era mucho mayor que el de la capitalización de McDonald’s, y que ello significaba que aun quedaba bastante terreno para que las criptodivisas atrajeran a mucha más gente, llevando sus precios a limites insospechables. Todo hasta que eventualmente, por la razón que fuera, la burbuja de las mismas colapsara de manera dramática.

Con una capitalización que por encima de los 100 mil millones de dólares no parece que sea una cosa de la que preocuparse demasiado, sobre todo si la comparamos con la capitalización del S&P500, la cual es superior a los 20 billones, mas de 200 veces más que las de las criptodivisas.

Si miramos a la historia de las grandes burbujas, vemos algunas de las mismas provocaron que la capitalización de sus mercados fuera totalmente salvaje, como el caso del Nasdaq en los 90.

En esos términos parecería que aún le queda mucho terreno al mercado alcista de las criptodivisas.

Digamos que  a pesar de regulaciones y prohibiciones, como la ultima de China con Bitcoin, el mercado de las criptodivisas sigue atrayendo a los inversores de todo el mundo, de tal modo que su capitalización va de 120 mil millones a 2  o 20 billones de dólares.

En un caso así sería posible que muchas otras criptodivisas menos famosas subieran como la espuma, tal y como lo hicieron innumerables chicharros del Nasdaq en los momentos más apoteósicos de las burbujas dot-com.

La criptodivisa más fuerte y conocida, Bitcoin, ya tendría menos margen de subida, pero aun así subiría bastante más, pongamos a 40.000 o 100.000 dólares.

¿Cuánto más subirán las criptodivisas antes de colapsar?

A ver, una cosa está clara.

Independientemente de que el modelo de estas divisas sea válido y duradero, lo que está claro es que las mismas no pueden seguir subiendo de esta manera indefinidamente.

Es decir, no podemos tener un mercado subiendo el 300% anual para siempre.

Algún día eso tiene que parar.

Quizá quede mucho para ello, y estemos en la fase intermedia de una burbuja histórica.

En ese caso tendría sentido comprar valores “chicharros” de estas criptodivisas, de manera equivalente a los chicharros del Nasdaq en la burbuja dot com, algunos de los cuales se multiplicaron por más de 100 en pocos años

No niego que aun queden oportunidades de hacer negocio.

En el caso del Bitcoin o Ethereum, los equivalentes a Yahoo, Amazon, no veo tanto potencial de subida como otros “chicharros” del circo criptodivisas, aunque seguramente podrán subir de manera bastante fuerte todavía. En mi caso casi preferiría hacer trading especulativo al alza con las mismas, sobre todo con Bitcoin, bastante más liquida y con mejores condiciones en los brokers.

Haciendo trading puede que no ganemos tanto como si compramos y mantenemos Bitcoin, por ejemplo, si va de 4.800 a 50.000, pero sí nos aseguraríamos de que cuando llegase el crash tendríamos una posibilidad de salir del mercado con perdidas menores con una buena orden de stop de perdidas.

Los inversores que están totalmente invertidos en estos activos no tienen el problema de tener que estar haciendo trading de manera más o menos constante, con la perdida en comisiones y costes que ello acarrea, pero tienen más riesgo de que un día los coja el toro y acaben por perderlo casi todo.

Esto no sería tan malo si eres alguien que compro en 100 o 200 dólares el Bitcoin, por ejemplo. Sin embargo, si un día inviertes en Bitcoin, por ejemplo, a 30.000 dólares la unidad, y tres años más tarde dicha “divisa” cae de manera catastrófica – después de haber tocado los 80.000 dólares – cotizando en los 5.000, seguro que acabarías vendiendo de manera bastante desesperada habiendo perdido años y la mayor parte del capital.

Esto solo es una suposición, pero no creas que está tan lejos de la realidad.

Conclusión

No sé.

Este tema de las criptodivisas está muy caliente.

En cuanto al punto de vista de trading no me ofrece ninguna duda.

Estamos en un mercado alcista y en caso de apostar haría trading alcista, sin duda.

Ejemplos de esto lo podemos ver en un par de artículos que escribí sobre la cotización de Bitcoin en los meses de agosto y octubre.

Como pudimos ver, la corrección de Bitcoin de verano fue un momento excelente para comprar a corto plazo.

En cuanto a la idea de invertir y hacernos ricos con esto, es algo que veo ya más complicado.

Lo que si podríamos intentar, para los que puedan claro, es intentar unirse a la fiesta y ofrecer algún producto relacionado con las criptodivisas, ya que tan de moda están.

Seguramente así tendríamos más posibilidades de hacernos ricos que invirtiendo directamente en las mismas.

Esto de tantos ICO de criptodivisas últimamente me recuerda a la fiesta de los IPOs del Nasdaq a finales de los 90.

Había muchas fiestas celebrando los nuevos millonarios en aquella época en California.

Al igual que con los IPOs del Nasdaq, veo mucho dolor en el tema de tantos ICOs de criptodivisa.

Veremos lo que nos depara el futuro.

Mientras tanto disfrutemos de la burbuja de las criptodivisas.

Opt In Image
Suscríbete a Broker para comprar acciones
Recibe gratis en tu correo el ebook: Guía de trading

Además recibe las últimas novedades y contenido exclusivo, gratis y sin spam.

Deja un comentario