Elegir un bróker Market Maker

+500

Mucha gente, sobre todo los que tienen experiencia, tienen la opinión de que no es buena idea abrir cuentas con brokers market makers.

Los que son nuevos en el mundo de la bolsa, sobre todo en sus primeras aproximaciones con muchos de los primeros brokers que eligen, no saben ni lo que es un market maker.

Esto no suele ser problema en los mercados de futuros y acciones, donde los brokers trabajan sobre un modelo tradicional en donde esos productos están centralizados.

En esos casos, los brokers de acciones y futuros no tienen el más mínimo interés en que el cliente pierda. La contrapartida de las operaciones del cliente son otros clientes o grandes market makers y creadores de mercado de los mercados correspondientes (1).

El único interés de esos brokers es que el cliente opere mucho. Cuanto más lo haga, mejor, ya que el bróker vive mejor cuantas más comisiones cobra. De ahí la increíble promoción del trading frecuente, por ejemplo, por parte de los brokers de acciones, donde, en casi todos, las acciones negociadas el mismo día tendrán comisiones más bajas que si se dejan abiertas las posiciones por la noche.

Los brokers saben que la mayoría de esos clientes pierden a largo plazo. El coste de las transacciones, que son las comisiones y el spread, es tan brutal que las operativas de day trading están condenadas al fracaso en su gran mayoría (2).

Cuando a eso se le suman los problemas de ejecución y deslizamientos de precios, entonces la vida media de una cuenta de day trading en un producto apalancado no suele pasar de unos meses.

Como punto a favor del cliente, este al menos habrá pasado unas sesiones de auténtica “emoción”. No menos divertido que si se gasta el dinero en algún vicio. La sensación de operar los más grandes mercados del mundo, y verse con una posibilidad de “conseguirlo”, no tiene precio. Eso hay que vivirlo.

Lo malo es que al final, cuando no le queda dinero, viene el momento depresivo.

No muy diferente a otras adicciones.

Market makers de Forex y CFDs

El tema espinoso ha surgido con la entrada masiva de brokers de forex y CFDs en el mercado en las últimas décadas.

Estos han democratizado los mercados debido a sus condiciones realmente flexibles, dejando operar en muchos casos donde no se podría hacer con acciones o futuros.

Esto último, debido a la mayor flexibilidad de poder ofrecer mercados sintéticos.

Mercados que se podrán ofrecer con esa flexibilidad a costa de tener que pagar un precio mayor para el cliente.

Hasta ahí todo bien. Si todo fuera así, sería estupendo.

Es decir, los traders que tienen cuentas modestas aceptan esas reglas del juego.

Saben que no pueden operar el futuro del Petróleo, o del DAX porque no les da el dinero para manejar un contrato de cientos de miles de €. Pero sí saben que pueden manejar contratos de mil o diez mil euros más cómodamente.

También saben que las condiciones de operar esos contratos de CFDs o forex serán peores que en los futuros o las acciones, con mayores spreads y gastos de financiación. Y lo aceptan.

El problema radica en que la gran mayoría de estafas y problemas derivados con malas prácticas de todo tipo en los últimos años han venido de las manos de empresas de mercados OTC (forex, CFDs, opciones binarias).

No sé por qué, pero parece haber una tendencia a que algunas de estas no les gusta nada devolver el dinero que han depositado sus clientes, sobre todo cuando estos han ganado o depositado cantidades importantes.

Las historias al respecto son terroríficas. Unas serán ciertas y otras no. Hay mucho spam y marketing de mentira también.

Lo que sí sé es una cosa. Y es una percepción y opinión personal.

¿Market makers honestos?

Si bien no considero que todos los market makers de forex y CFDs sean estafas, y al contrario creo que los hay bastante honestos, como Oanda y algunos más, sí que creo que uno debería diferenciar cuando abrir cuentas en market makers de CFDs o forex y cuando no.

En principio nunca debería haber problemas para abrir una cuenta en un bróker market maker siempre y cuando no hagamos un gran depósito.

Es decir, si tengo 100.000 €, pues mejor me abro una cuenta en un bróker tradicional de mi país lo más regulado posible (aunque sea caro), en un gran bróker de forex ECN o en un bróker de futuros o acciones americano.

Sin irnos tan lejos con una cuenta de 100.000 €, ya con cantidades que rondan los 10.000 tenemos que pensar muy bien donde vamos a abrir la cuenta, y mejor es hacerlo en brokers con modelos más de mercado, como los ECN, DMA, de futuros, de acciones, opciones, etcétera.

Dentro de los CFDs, y si quiero abrir una cuenta importante, por ejemplo 20.000 €, siempre debería preferir un bróker con un modelo ECN, DMA o STP y con comisión mínima de operación, de tal manera que la misma sea lo más parecida posible a las acciones.

Lo mismo para Forex. Si quiero abrir una cuenta de 1.000 ó 2.000 €, cualquier bróker regulado en la UE, UK, USA o Australia me debería valer, sea o no market maker.

Pero si mi cuenta ya ronda los 10.000 € o más, entonces ya preferiría elegir un buen bróker ECN.

Hay varios brokers de forex que ofrecen Currenex, Integral, Hotspot, FX all o incluso LMAX. Cualquier opción así ya podemos considerarla seria.

Con esto no quiero decir que no podamos operar con los market makers tranquilos, pero siempre que manejemos cantidades importantes, lo mejor será operar en brokers que se acerquen lo más posible al modelo tradicional.

Para aprender, para probar estrategias, tácticas, operar pequeños paquetes de acciones, los market makers son una buena elección.

Cuanto mayor vaya siendo la cuantía de nuestro depósito, deberíamos mirar seriamente otras alternativas.

Al final, y para el que tiene una cartera generosa, buena parte de la mejor oferta la siguen ofreciendo los brokers nacionales de tipo tradicional, que si bien no son los más baratos, sí que son entre los más seguros, y en los mismos no veremos cosas extrañas. Aunque nadie está libre de problemas, quiebras o cosas raras, ni siquiera los brokers tradicionales de futuros y acciones.

El mundo de la bolsa es, desde luego, muy complicado.

Saludos y buen trading.

 

  1. Porque la realidad es que todos los mercados tienen sus market makers, de una u otra manera.
  2. Cuando digo gran mayoría, me refiero a un porcentaje tan alto que se acerca al 100%.